jueves, 11 de abril de 2013

HISTORÍA DE UNA MADRE DE LECHE

En marzo publiqué una entrada sobre una conversación con mi abuela que tuve sobre la teta, podéis leerla aquí, a través de ese post, Nieves una amiga de facebook , me mandó un privado comentándome que ella tuvo una experiencia parecida a la de mi abuela, fue una madre de leche, y la animé a que me contara su anécdota y me diera permiso para contarla, así que aquí la tenéis, espero que os guste.

" Mi embarazo fue de riesgo, me tuvieron que mimar mucho porque soy asmática, estuve muy controlada por mi ginecólogo, tenía que tener mucha tranquilidad y evitar todo lo que me producía alergias, esperando  a que llegara el día de ver la carita a mi hija, que ganas tenía, después de un embarazo un poco complicado llegó el gran día.

Eran las 07: 00 de la mañana, rompí aguas y empezaron las primeras contracciones, me fui al hospital, fue un parto natural espontáneo, muy rápido  ya que a las 09:20 nació mi hija Verónica, pesó 3,200 Kg, tan guapa ella...( que voy a decir yo...).

Cuando subimos a la habitación ya estaban Isa y su hijo Daniel, y comenzó la unión de dos familias y sus dos retoños.

Tenía muy claro que le iba  a dar el pecho, así que cuando subimos a la habitación me la puse al pecho, al principio nos costó un poco, pero tuve una subida muy fuerte de leche.

Isa, mi compañera de habitación, estaba teniendo problemas con la lactancia, no había tenido casi subida, así que una enfermera nos propuso , que si estábamos de acuerdo las dos, podía amamantar a Daniel también, aprovechando esa subida. 

Yo la verdad que nunca me imaginé que amantaría a otro bebé que no fuera mi hija, pero quería ayudar y como Isa y yo estábamos de acuerdo y nos pareció tan bonito...que sin dudarlo  me lo puse al pecho.

A partir de ese momento mi hija y Daniel son hermanos de leche y nacíó un vínculo especial entre ellos que tras 25 años conservan, tanto ellos como nosotras.

Creo que si pudiera, lo volvería hacer."
Foto cedida por Nieves "Hermanos de leche"

 
Muchas gracias Nieves por contarnos esta historia tan bonita, se me han puesto "la piel de gallina"

¿ Y vosotr@s coneceís alguna historia parecida sobre lactancia materna?

¡ Feliz jueves!

8 comentarios:

  1. Guau!!! Me encanta, menuda solidaridad!! Enhorabuena!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya gustado :-)
      Un beso

      Eliminar
  2. Estas historias me ponen los pelos de punta!! Qué bonito!! a ver si aparece alguna mami de leche más :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería genial, aunque en estos tiempos es complicado... Un saludo!

      Eliminar
  3. Que pasada, me encanta. Hoy no le dejarían hacerlo en el hospital. Donar si, pero eso no, y es una lástima, por que allí es donde saben a ciencia cierta, por las analíticas que estas sana.
    Que vínculo más precioso.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, es verdad, ahora no dejan, y es una pena...antiguamente era algo super normal, y oye es lo que tu dices con toda la sangre que nos sacan saben si estás sana o no. Pero bueno las cosas han cambiado.
      Un besazo

      Eliminar
  4. Me parece una historia preciosa y entrañable, gracias por compartirla. La verdad es que no se si yo sería capaz de amamantar a otro bebé, probablemente sí, pero para mi es algo tan íntimo, tan de mis hijos y mío, que me cuesta ver el mismo acto con otros que no sean mis hijos. Un besote.

    @Alesandrilla - La Aventurade mi Embarazo - Brazos y Abrazos

    ResponderEliminar
  5. Que historia tan bonita! Casi lloro y todo... ay, ¡las hormonas!

    ResponderEliminar

¡ Nos encantan los comentarios!
Muchas gracias por dedicarnos una parte de tú tiempo a escribirnos :-)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
cookie compliance